Pérez Esquivel: “Macri trabaja de comodín del Departamento de Estado de los Estados Unidos”

Pérez Esquivel: “Macri trabaja de comodín del Departamento de Estado de los Estados Unidos”

http://www.enorsai.com.ar

El Premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel, cuestionó al presidente Mauricio Macri al señalar que mientras el mandatario “jamás se preocupó por los Derechos Humanos” ahora se lo escucha criticar en línea con los EE.UU. la situación en Venezuela.

Pérez Esquivel, criticó a Macri por su “ataque permanente contra Venezuela sin tener en cuenta lo que está pasando en Honduras, Haití y Guatemala”.

Para el referente social “Macri está trabajando de comodín del Departamento de Estado de los Estados Unidos” ya que “jamás se preocupó de los DDHH y ahora si se está preocupando fundamentalmente de Venezuela, cuando en Venezuela hay que ver la situación jurídica de la gente que está presa porque no es una cuestión del gobierno”, precisó.

“Esto no lo hace Macri porque ha hecho una investigación sobre la política de DDHH en América Latina”, indicó Esquivel en diálogo con Radio Del Plata al tiempo resaltó que lo que hace el mandatario se da en el marco de “una presión muy fuerte de los Estados Unidos sobre Venezuela, que ya la tuvo con Chávez y ahora con Maduro”.

Por otra parte, consultado sobre la arbitraria detención de la referente social y parlamentaria del Mercosur, Milagro Sala, por parte del gobernador de Cambiemos Gerardo Morales, el Nobel de la Paz señaló que “La detención de Milagro Sala no tiene que ver con todo lo que le están atribuyendo sino es por una protesta social con las cooperativas reclamando el diálogo con el gobierno de Gerardo Morales en la provincia de Jujuy”.

Para Esquivel, en realidad “lo que se está penalizando aquí es la protesta social. Por esto no puede ser detenida”. Ahora – señaló – “si hay otras cosas como han salido en otras denuncias hay que presentarlo ante la justicia y ver qué pasa realmente”, indicó.

Finalmente, el dirigente cuestionó los dichos del ministro de Cultura porteño, Darío Loperfido, quien en las últimas horas afirmó que “en Argentina no desaparecieron 30.000 personas” y relativizó la última dictadura militar, al señalar que si bien “el país tiene una historia violenta, ésta no es menos violenta que la de otros países del mundo”.

“Yo le pediría a ese señor que se informe correctamente. Al hablar de la teoría de los dos demonios, uno se pregunta que tuvieron que ver los niños esos niños secuestrados y desaparecidos o gente que nunca tuvo nada que ver con las guerrillas”, criticó.

Para Pérez Esquivel, con este tipo de declaraciones lo que se trata es de “revertir una realidad que es imposible revertirla”.